sábado, 25 de septiembre de 2010

Sal Para el Horno


La mejor manera de limpiar el horno de la cocina es espolvoreándolo con sal cuando todavía está caliente. Si, por casualidad, dentro del horno se ha derramado algo, en ese momento se debe echar la sal.  Se espera a que se enfríe y después se quita los residuos con una esponja.