viernes, 17 de febrero de 2012

Bacalao sobre cama de hortalizas

Hoy para cenar o comer irá en gusto os voy a enseñar este rico plato de bacalao, presentado sobre una rica cama de hortalizas varias,que harán las delicias del paladar de los más exigentes, es este un plato muy elaborado y que lleva su tiempo en la cocina,pero que al final merecerá la pena el prepararlo, también hay que tener suerte para encontrar piezas de bacalao con el grosor que tuve la suerte de encontrar ya que no en todos los sitios se encuentra, os diré que lo conseguí en una pescaderia regida por un marroquí y ademas a muy buen precio, dado lo caro de este producto y ademas de encontrarlo con este grosor.

 Ingredientes para este plato (4 personas)


1 pieza de bacalao salado de aproximadamente 1 kilogramo
2 Pimientos choriceros
2 Pimientos verdes
Un poco de asadillo de pimientos, preparados anteriormente o 1 pimiento morrón
1 Cebolla

3 Tomates frescos
3 dientes de ajo
Sal
Aceite de oliva









Preparación:


Antes de preparar este plato pondremos el bacalao a punto de sal ya que viene salado, para este cometido trocee la pieza de bacalao en cuatro piezas de ración entre 200 a 250 gramos cada una que puse en una bandeja con agua durante 3 días, si tres días con dos todavía estaba demasiado salado, y cambiando el agua varias veces entre 6 a 8 horas, una vez este paso coloco el bacalao en un escurridor para que escurra.




Prepararemos las hortalizas picando la cebolla en rodajas, los pimientos en taquitos menudos, los dientes de ajo en rodajitas una vez pelados, los pimientos choriceros los pondremos en agua templada para que deshidraten y podamos extraerles la pulpa.




Los tomates les quitaremos la piel, practicando unos cortes en cruz y introduciendolos en agua caliente y rápidamente enfriandolos con agua fría para que se desprenda la piel fácilmente.





En una sartén echaremos 1 o 2 cucharadas de aceite de oliva y pondremos a calentar al fuego, y colocaremos en ella la cebolla en rodajas para que poche.


Una vez que la cebolla esté doradita echaremos los pimientos verdes.


Cuando los pimientos estén frititos,añadiremos los tomates cortados a cuadradillos.


Con todos los ingredientes antes mencionados haremos la cama de hortalizas, cuando tengamos la fritada echaremos los pimientos del asadillo o pimiento morrón.


Revolvemos todo bien, miramos si se han deshidratado los pimientos choriceros y con ayuda de una cucharilla les quitamos la pulpa que añadiremos a la fritada.


Con esto tendremos nuestra fritada lista.


Probamos de sal, si no está a nuestro gusto añadimos y revolvemos dejamos reposar, por otro lado en una fuente de barro preferiblemente, ponemos a calentar aceite de oliva y introducimos los dientes de ajo en rodajas.


Dejamos dorar los ajos y retiramos con una espumadera, con el aceite bien caliente y salando un poco previamente las raciones de bacalao las vamos añadiendo a la fuente con la piel hacia arriba.


Con unos paños de cocina para no quemarnos cogemos la fuente de barro y meneamos lentamente el aceite, para que vaya bañando todo el bacalao, como si hiciéramos un pil-pil hasta que vaya haciéndose todo el bacalao.


Una vez que veamos que el bacalao está hecho apagamos el fuego y tapamos durante unos minutos la fuente con un paño de cocina para que sude.


Servimos en platos colocando en el fondo una cama de la fritada de hortalizas y encima una pieza escurrida de bacalao, colocando unos ajitos de los que teníamos apartados por encima y esto es todo a saborearlo rico rico.


Y cuidadin con las raspas no seáis ansiosos, que aproveche.